El fenómeno  de las "noticias falsas" refuerza la confianza en los medios  de comunicación  tradicionales: Jacques Aragones, también sostiene que el público se ha vuelto  más informado y sofisticado.